Aprender a reconocer y superar la meseta en la pérdida de peso

 

Aprender a reconocer y superar la meseta en la pérdida de peso
Donde quiera que vayas, parece que la gente está tratando de ser más saludable. Para muchos, implica la reducción de su peso corporal. Sin embargo, no es fácil y pueden encontrar mesetas en la pérdida de peso en el camino.


En geografía una meseta es un área plana de tierra. No tiene picos o incluso pequeños cambios en la elevación, solo tiene una nivelación de áreas planas.

El término meseta se utiliza para describir lo que sucede cuando tu programa para bajar de peso parece golpear una pared de ladrillos. Vas a continuar con tu programa, pero la balanza no parece querer ceder, y esto es lo que se conoce como meseta en la pérdida de peso. Esto puede dar un golpe devastador para la dieta de alguien que vió grandes pérdidas de peso con el programa que está siguiendo.

No te desanimes. Mesetas se producen prácticamente en todo trayecto de la pérdida de peso de todo el mundo, en un momento u otro. Sin embargo, una de las claves para superar la meseta es estar preparado para cuando vengan. Saber qué hacer puede salvar de tirar la toalla por completo.

¿Por qué se producen mesetas?

El cuerpo es como una máquina. Le das de comer y utiliza ese combustible para ocuparse de sus procesos diarios. Cuando se le da los alimentos adecuados, quemará las reservas de grasa para obtener energía. Más energía y menos consumo de alimentos equivale a un peso corporal más bajo.

La primera vez que comienzas un programa de ejercicios o una dieta, hay un déficit calórico, ya que estás cambiando algo. O bien hay una disminución en la ingesta de alimentos o se queman más calorías mediante el ejercicio. En respuesta al ejercicio, el cuerpo quema más calorías debido a que estás haciendo algo nuevo con ellas. Los músculos están confundidos y necesitan ponerse al día. Esto es bueno.

Con el tiempo, sin embargo, el cuerpo puede acostumbrarse a la rutina. Si estás haciendo ejercicio, es posible que notes que ya no estás soplando y resoplando cuando se realiza un ejercicio determinado. El cuerpo pronostica la rutina y el aburrimiento. Sólo se queman las calorías mínimas necesarias que significa que no estás recibiendo tanto  beneficio como lo estabas haciendo.

Saltando la meseta

Ahora que sabes cómo llegaste al encuentro con la meseta, es hora de saltar fuera de ella. Aquí están algunas sugerencias para hacer eso.

* Cambia tu rutina de ejercicios: los preparadores físicos recomiendan cambiar la rutina de ejercicios cada cuatro a seis semanas. No tienes que cambiar tu rutina completa, sólo tienes que añadir a la misma. Si estás haciendo solamente ejercicios cardiovasculares, añade un poco de entrenamiento con pesas para variar y confundir a los músculos a quemar más grasa.

* Revisa tu dieta: A medida que tenemos más confianza en nuestros hábitos alimenticios, a veces nos relajamos. El tamaño de la porción puede aumentar progresivamente o estamos comiendo más. Usa un diario de alimentos para ver qué cambios, si acaso, han ocurrido que podrían añadir más calorías a tu día.

* La suplementación: Quizá sea el momento para impulsar tus resultados con algunos suplementos dietarios. Consulta a un nutricionista para ver qué sería de gran ayuda, si un suplemento para aumentar el metabolismo o un suplemento para suprrimir del apetito.

Las mesetas no tienen que desviar tu programa para bajar de peso. Aprende a reconocer y a saltar tan pronto como sea que te encuentres con una meseta de la pérdida de peso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Acepto la política de privacidad *

Los datos que proporciones mediante este formulario serán tratados por Claudia L. Di Paola como responsable de esta web. La finalidad de la recogida de estos datos se realiza solamente para responder a tu comentario. Estos datos estarán almacenados en los servidores de Banahosting.  Puedes ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y supresión enviando un correo electrónico a adelgazar @ opcionnatural.com. Puedes consultar la información completa y detallada sobre privacidad en mi política de privacidad.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.